11 ene. 2018

Balance of the Force














Saludos seguidores de ambos lados de la Fuerza. ¡Feliz 2018! Volvemos ya de nuestro descanso (merecido, pensamos) con el report del Balance of the Force. Esperamos que os guste y que lo disfrutéis mientras vamos preparando los vídeos del torneo.
No podemos dejar de mencionar la que sin duda es la noticia del día: el fin de SW LCG. De momento vamos a recordar este gran torneo y cuando la cosa se enfríe entraremos con las valoraciones, reacciones y sensaciones que esta triste noticia nos ha producido. Hoy más que nunca, que la Fuerza nos acompañe,



Antes de las vacaciones navideñas ya publicamos una entrada comentando los aspectos previos del Balance, así que en esta trataremos de ofreceros un report en la línea habitual, centrándonos en el torneo y en los aspectos del juego. El sábado 16 de diciembre nos presentamos dieciséis jugadores, una cifra nada desdeñable aunque, como ya dijimos en otras ocasiones, muy por debajo de lo que hubiéramos esperado. Echamos en falta a muchos jugadores, habituales todos ellos, a los que esperamos ver en próximas convocatorias. Para no señalar solamente lo negativo diremos que entre los presentes había cuatro jugadores de Barcelona y uno de Almería, y que para algunos de los que jugaron era su primer gran torneo. Creo que podemos afirmar que, a pesar de los constantes rumores que quieren matarlo, de la aparición de otros juegos que parecen amenazar su supervivencia, y del reducido número de los  que lo practicamos, SWLCG sigue vivo, y esto se debe a dos motivos principalmente: la comunidad de jugadores, que hemos formado un núcleo duro, pequeño pero fiel y constante, dispuestos a apoyar y a participar en todo lo que se haga, y al juego en sí, que aunque resulte difícil e incomprensible para muchos, demuestra ser un juegazo capaz de resurgir de sus cenizas aun cuando hace un año y medio estaba tomando rumbos cuestionables.





Podríamos decir, a priori, que buena culpa de este revulsivo la ha tenido las nuevas cartas de facción, las cuales abrieron todo un abanico de posibilidades a la hora de construir mazos. Mezclar facciones que antes no creías que funcionaran, romper la regla “sagrada” del 7/3, rescatar objetivos solamente para llenar ese hueco que falta… eran muchas las opciones cuando el bombazo de este nuevo ciclo fue anunciado. Pero habría que preguntarse, seis meses después de la publicación de estas nuevas cartas, y con la mitad del nuevo ciclo ya en nuestras manos (el cuarto capítulo salió justo el día 15 y no era válido para el BOTF), si los jugadores realmente confían en esta nueva forma de construir mazos. Si realmente han encontrado el camino para sacarles partido o si el meta actual sigue siendo conservador y optamos por mazos clásicos, si no en su concepción sí al menos en su construcción. Para ello lo mejor será recurrir a la lista completa de mazos que se llevaron al torneo (y que tan amablemente revisó Muwampa, al que no dejamos de agradecerle su colaboración) y analizar las cartas de facción. 

Berith

Balion

Ovión

Klaital

Quark

Alatriste

Pavel

Raxar

DashRendar72

Lobotranki



De los dieciséis jugadores presentes, once llevaron una de las cartas nuevas al menos en uno de sus lados, es decir, el 68.75%. De esos once, siete las llevaban en ambos lados, esto es, un 43.75% del total de jugadores. Un dato que me parece curioso es que de los cuatro que sólo llevaron carta nueva en un lado, tres lo hicieron en el DS. Y que, sin duda, la nueva carta de facción más jugada fue Ejecutores Galácticos (6 Sith, 6 Navy o neutrales y reserva 7) presente en nueve de los once mazos antes mencionados. Eso sí, de los ocho jugadores que accedieron al top, siete llevaban nuevas cartas de facción en ambos lados, y el otro en solamente en el DS. Es difícil, con estos datos, determinar el verdadero impacto que tienen las nuevas cartas de facción en el meta. Mi impresión es que se asientan, pero poco a poco, quizás porque el ciclo que debe consagrarlas aún está a medias. La nueva forma de construir mazos puede darnos combinaciones muy poderosas, como demuestra su presencia casi exclusiva en el top8, pero también ofrecen problemas que para muchos jugadores supondrán una notable falta de seguridad, como puede ser la posibilidad del bloqueo de recursos (no hay tantas cartas con Influencia, y las que hay no siempre están en los sets que queremos jugar) o el encontrar ese set que encaja en el hueco que falta.







En un terreno más práctico y personal, trataré de recordar mi experiencia en el torneo. Yo era de los que llevaba ambos mazos con nuevas cartas de facción, en el LS Contactos Mercenarios (Contrabandistas y Espías, 6 SS, 6 Rebeldes y reserva siete) y en el DS Ejecutores Galácticos. Sobre mis mazos pretendo escribir alguna entrada más adelante, así que permitidme que nos los desgrane ahora.
Mi primer emparejamiento fue con Quark, al que tuve el placer de conocer en el Store que jugué en septiembre en Barcelona, y que además hizo top8 en el Balance. Él empezó con DS y llevaba Ties, quizá el peor emparejamiento para mi LS que tiene mucho explosivo pero no es ni de lejos tan rápido y que además no tiene demasiado para detener naves. A pesar de ello resistí, casi más defendiendo que atacando, y tal vez ése fue mi error, ya que dejó poco tiempo para jugar la segunda partida. De ésta recuerdo que mi DS controlaba bastante la mesa, pero la ronda terminó y el torneo comenzaba con un 1-4 en mi contra.




La segunda partida fue con Pavel, con quien no había jugado desde el Nacional 2016 (que por cierto, acabó ganando) y con el que me alegró mucho coincidir, ya que así tenía ocasión de compartir mesa con dos de los cuatro jugadores de Barcelona. Recuerdo que en esta ocasión su DS no fue muy bien, mientras que mi LS tiró de fábula. De hecho recuerdo que él salió en su primer turno con Xizor, lo cual siempre es muy duro, aunque yo le contesté con un Chewie que le metió miedo en el cuerpo al Príncipe de los Bajos Fondos. Esos primeros turnos con Chewie al que nadie se atrevía a defender fueron muy duros y apenas pudo remontarlos. La segunda partida no la recuerdo pero la ronda terminó con 6-0 para mí, así que supongo que su mazo LS tampoco tiraría muy bien.









Mi tercera ronda fue con Berith. Nuestros enfrentamientos suelen ser épicos, y alcanzan tintes dramáticos en cuanto a llevar las cartas al límite, así que siempre mola tenerla al otro lado de la mesa. Ella llevaba Ties en DS, pero en esta ocasión no le funcionaron bien y yo pude hacer mesa rápido, por lo que terminaron ganando mis explosiones frente a las suyas. Su LS se mostró correoso y nos dio el final de la ronda. 4-1 para mí y tocaba pausa para la comida. Era muy de agradecer ya que habían sido tres rondas muy intensas y además con toda la parte que me tocaba de la organización. Se agradeció el relax, el aire libre y el rato de sol que tuvimos aquel mediodía de diciembre en Móstoles.

El regreso al suizo me trajo un difícil enfrentamiento con Balion, al que ya se le va notando su evolución y las horas que le echa al juego. La primera partida no tuvo mucho éxito ya que su DS no funcionó frente a mi LS que se mostró intratable. Pero la segunda fue otra historia, él tuvo un arranque lento, y yo me dormí en los laureles pensando que la mesa estaba de sobra controlada. Y es que en este juego no hay enemigo pequeño. De pronto vi que él parecía rehacerse y que me podía ver en problemas, así que pasé a un modo muy agresivo. En un turno lo vi hecho, con la posibilidad de llevar el dial a 12 destruyéndole dos objetivos, pero el cansancio ya hacía mella y cometí un error absurdo, al no tener en cuenta que su único defensor, Rex, gana iconos. Con ellos me bloqueó la mesa y me dejó prácticamente sin defensa para un turno en el que él se quedó a una sola explosión de ganarme. Fue un 4-1 para mí sobre la bocina y con mucha suerte, he de reconocerlo.
La última ronda del suizo me la jugaría con mi socio. Siempre es peligroso enfrentarse a Saibot, sin duda uno de los mejores jugadores de SW LCG, pero más aún cuando no controlas sus mazos y no sabes con qué puede sorprenderte. La primera partida fue un suplicio para mi DS que se vio arrasado en cuestión de minutos (diría que casi me destruía un objetivo por turno), pero la suerte me sonrió con mi LS ya que tuve ocasión de hacer jugadas como Halcón-Cassian, con Chewbacca ya en mesa, o Halcón-Han, y contra eso hay poco que pueda oponerse. 3-3 y a ver qué pasaba.







La clasificación del suizo trajo varias alegrías; por un lado, cinco de los seis miembros del Valle conseguimos entrar; esto además suponía para mí la primera vez que hacía top en un torneo del Valle. También fue una alegría que Quark hiciera su primer top en nuestro torneo. En el lado contrario nos apenó que Kylar quedase fuera por la mínima, una vez más. Pavel y Raxar completaron el top8, así que había calidad atesorada en un top que se antojaba complicado. En efecto, mis dos partidas de top tuvieron poca historia, primero con Saibot de nuevo y después con Gylderon, quienes no tuvieron piedad de mí, o sí, depende de cómo se quiera ver, porque me fundieron rápidamente y me dejaron tiempo para que mi cabeza se recuperase y poder así disfrutar de un nuevo visionado de Los últimos jedi, que pondría el colofón a este sábado maravilloso de SW LCG, compañerismo, amistad y frikismo.

Kylar

Soseth

Kvothe

Gylderon

Saibot

Darth Vid


Como jugador creo que Balance of the Force ofreció a los participantes cuanto se espera de un torneo así: premios para todos, sorteos, cinco rondas de suizo para que nadie se quedara con la sensación de haber jugado poco, un local cómodo, buen rollo, agilidad entre las rondas… Como organizador creo que también. Gente entregada desde el primer momento, colaborando, disfrutando de lo que le ofrecíamos y tremendamente agradecidos por todo. No puedo por menos que felicitarme por el éxito del torneo, pero también y sobre todo por la excelencia de la gente que acudió, sin ninguna duda merecedores del esfuerzo y del tiempo invertidos, y por los que merecerá la pena volver a embarcarse en una aventura como ésta. Que la Fuerza os acompañe. Gracias de todo corazón.


Agradecemos una vez más las maravillosas fotografías a MAE LÓPEZ MORALES cuyo trabajo podéis seguir en:


No hay comentarios:

Publicar un comentario